22:31 h. Miércoles, 24 de Mayo de 2017

Pinares Noticias

INAUGURADA LA NUEVA EDICIóN DE EXPOBIOENERGíA EN VALLADOLID CON 546 EMPRESAS

La Junta vislumbra un futuro positivo al sector forestal que en 2020 contará con 20.000 empleos en la región

El Consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, declaró hoy que hay disponibles en los montes de la Comunidad 70 millones de tonealdas de biomasa. El representante de la Junta recordó el ahorro energético con la instalación de calderas de biomasa en edificios y establecimientos públicos.

pinaresnoticias.com  |  21 de Octubre de 2014 (21:07 h.)
Más acciones:

Imagen de la feria en el día de la inauguración.
Imagen de la feria en el día de la inauguración.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, ha asegurado hoy que Castilla y León es la única comunidad autónoma que dispone de un Plan Específico de Bionergía, estrategia con la que en los próximos años se prevé alcanzar el objetivo de que el 8 por ciento del consumo energético de la Comunidad se cubra con biomasa, porcentaje que AHORA  es del 3,6.
Silván realizó estas declaraciones esta mañana durante  la inauguración en Valladolid de Expobiomasa, la mayor feria española del sector y la quinta del mundo, donde hasta el jueves se dan cita 546 empresas procedentes de 25 países y por la que se espera que pasen más de 18.000 profesionales.
Silván, que estuvo acompañado por el consejero de Economía y EMPLEO , Tomás Villanueva, y por el alcalde de Valladolid, Javier León de la Riva, destacó que la biomasa es un sector estratégico para la Comunidad y resaltó que gracias al Programa de Movilización de Recursos Forestales y a otras iniciativas como las ayudas contempladas en el programa de implantación de CALDERAS  de biomasa, el sector forestal en Castilla y León pasará de representar el 4 por ciento del PIB de la Comunidad al 5 por ciento en los próximo seis años, incrementándose en 4.000 los empleos que genera para alcanzar en el 2020 los 20.000.
El consejero de Medio Ambiente también resaltó el potencial de crecimiento de una Comunidad en la que más del 51 por ciento de su superficie es forestal y que tiene “disponible más de 70 millones de toneladas de biomasa”.
Además, con respecto al plan de sustitución de calderas en edificios públicos, Silván explicó que ya se han realizado más de 200 actuaciones con una una INVERSIÓN  de 58 millones de euros, e insistió en que el ahorro de los equipos de biomasa frente a las calderas de combustibles fósiles se sitúa entre el 20 y el 30 por ciento.
Al mismo tiempo, el consejero también se refirió a los beneficios medioambientales que genera esta fuente de energía alternativa y sostenible, dado que parte de los residuos que se utilizan provienen de la limpieza y la poda de los montes, labores que resultan primordiales a la hora de prevenir los incendios forestales.
Sector potente
Por su parte, el presidente de Expobiomasa, Javier Díez, argumentó que el incremento de empresas participantes es la mejor prueba del interés que se ha despertado en España “por una fuente de energía propia que se debe poner en valor y que nos permitirá ahorrar muchas divisas y mucho dinero a las familias y a las ADMINISTRACIONES  a la hora de calentar edificios. Este interés ha creado un sector muy potente, muy dinámico y que ha surgido de forma paralela a la crisis”.
El consumo nacional de pellet ha pasado entre 2010 y 2013 de 100.000 a 380.000 toneladas, con la previsión de que en 2020 se superen 1,1 millones, según DATOS  de la Junta, que estima en un 40 por ciento el incremento de equipos de biomasa en la Comunidad en el último año.
Castilla y León cuenta con 4.640 INSTALACIONES  de biomasa que generan una potencia de 603 megavatios térmicos de potencia, lo que representa el 12,06 por ciento del total nacional, además de 20 centrales eléctricas con una potencia de 55 MW que funcionan con esta fuente alternativa y que han supuesto una inversión de cien millones de euros y la creación de 550 empleos. En cuanto a la generación de pellet y astillas como combustibles, la capacidad de producción de las empresas de la Comunidad supera las 200.000 toneladas anuales, por lo que muchas venden fuera su producción e incluso la exportan.