02:55 h. Jueves, 23 de Noviembre de 2017

Pinares Noticias

La alcaldesa, Asunción Medrano, considera que la fiesta 'está muy consolidada' en la población

Vinuesa culmina la jornada de San Pedro con el salto de la hoguera de madera de sabinas

Los actos litúrgicos de la mañana  dan paso a la merienda en El Regajo por la tarde, la verbena musical por la noche, y en el descanso, los jóvenes protagonizarán el rito anual. El sábado 1 de julio, cofrades de Santa Inés y vecinos en general, volverán a subir al Caserío.

pinaresnoticias.com  |  29 de Junio de 2017 (12:03 h.)
Más acciones:

Imagen del salto de la hoguera en años anteriores.
Imagen del salto de la hoguera en años anteriores.

En Vinuesa, cada 29 de junio, en la jornada festiva en honor de San Pedro, tiene protagonismo la hoguera de ramas de sabina, que aporta la luz en la oscuridad de la Plaza Mayor.  Los jóvenes saltan la hoguera y se captan imágenes curiosas, con el contraste entre el fuego y la oscuridad.
Hay verbena musical, y en el descanso, y pasadas las dos de la madrugada, tiene lugar este rito que se ha hecho popular entre los visontinos. Es la época en la que las rosas están en su esplendor, y se nota en la villa pinariega.
La alcaldesa, Asunción Medrano, considera que es una fiesta que ya está muy  consolidada, y que se celebra todos los años, “caiga como caiga en relación a las fiestas de Soria, y este año coincide con el Jueves La Saca”. 
Antes esta fiesta local en Vinuesa, tenía muy relación con la ermita, en las cercanías del cementerio, y disfrutaban del desayuno con chocolate y pan en una ceremonia eucarística iluminada por las velas. Hoy la Cofradía de San Pedro ya no funciona como tal, pero sí que se mantiene el arraigo y tradición de la fiesta.
En la noche previa al día de San Pedro, se engalanan los balcones de las mozas, con flores si son pretendidas o ramos de cardos o saúco si por el contrario si hay cierta enemistad. Tras la ceremonia eucarística, los vecinos disfrutan del popular vermú, y comparten ya por la tarde una merienda en el paraje El Regajo en el que la charanga, como todos los años, ameniza a los presentes las horas festivas.
MISA, COMIDA Y MERIENDA EN SANTA INÉS.  Los vecinos de Vinuesa unidos a la Cofradía de Santa Inés tienen el sábado 1 de julio una cita festiva en El Caserío del mismo nombre, con la ceremonia eucarística y la procesión. En el paraje, los participantes disfrutan de una comida. Ya por la tarde, la merienda en El Regajo sirve para ‘pasarse la bota’ entre las ‘mayordomos’ encargadas de organizar la fiesta de este año, Sandra Laguna y María Luisa Eguren, y las entrantes, Paula y Adriana Garrido.